close
Última hora:

El crecimiento de 17,6% en la economía colombiana durante el segundo trimestre...Leer más... Al ritmo de cumbia, chandé, fandango, chalupa, bullerengue y mapalé, la pres...Leer más... El Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, anunció la reactivación de l...Leer más... Los peatones, usuarios de bicicleta y vehículo individual reportaron en conju...Leer más... El gremio de los comerciantes FENALCO, reveló que comercio en julio se recupe...Leer más... La Superintendencia Financiera de Colombia reveló que, en junio las deudas de...Leer más... La delegada de Ministerio de Salud, María Andrea Godoy, presentó ante la Com...Leer más... Barranquilla sigue afianzando su relacionamiento estratégico con la comunidad...Leer más... El Departamento Nacional de Estadísticas DANE, reveló que para el mes de julio...Leer más... El presidente de Coljuegos, César Augusto Valencia Galiano, hizo un balance d...Leer más...

Un ex militar fue quien propició la toma por asalto unidad militar al norte de Venezuela

El pequeño grupo de oficiales venezolanos que se declararon en rebelión, sustrajeron un importante lote de armas antes de retirarse de la base militar, mientras que el alto mando militar declaraba que mantenía la situación bajo control tratando de evitar que otros uniformados descontentos se sumen a la insurrección.

Los militares se tomaron el fuerte del mismo ejercito en horas de la madrugada del domingo, sustrajeron armas y se retiraron sin cruce de disparos según se conoció. El gobierno afirma haber controlado la situación.

La oposición salió a las calles de inmediato a respaldar el acto militar pero fueron reprimidos por tropas gubernamentales causando dos muertos. Ser cree que un grupo golpista prepara otra toma, esta vez , mas significativa.

Oficiales venezolanos dijeron que la sublevación registrada en el Fuerte Paramacay, ubicado en la ciudad de Valencia, refleja el descontento de los cuadros medios de las Fuerzas Armadas ante las aspiraciones dictatoriales del régimen de Nicolás Maduro.

“El malestar es generalizado dentro de las Fuerzas Armadas”, dijo desde Miami el general retirado de la Guardia Nacional, Marco Ferreira, quien dijo haber tenido contacto con el líder de la sublevación en el Fuerte Paramacay, el capitán Juan Carlos Caguaripano Scott,

Diosdado Cabello, diputado constituyente, confirmó que un grupo de militares de la Fuerza Armada Nacional tomó la unidad militar. Los rebeldes declararon su rechazo al Gobierno Nacional y exigieron a la Asamblea Nacional dejar los “pactos y acuerdos ocultos”, pero la situación, de acuerdo al gobierno, está plenamente controlada.

Al frente de este grupo conformado por militares, esta el capitán de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) Juan Caguaripano, ya había se había pronunciado en rechazo al Gobierno del presidente Nicolás Maduro en abril del 2014, por lo que un tribunal militar ordenó su aprehensión, sin embargo, esta acción no había sido lograda ya que se desconocía su paradero.

“Señores de la Asamblea Nacional, ya pasó el tiempo de pactos y acuerdos ocultos entre tiranos y traidores. Necesitamos políticos honestos”, expresó Caguaripano, quien termina el video exigiendo la conformación inmediata de un Gobierno de transición y elecciones.

Presuntamente, Caguaripano estuvo relacionado con el “golpe azul” denunciado por Maduro en marzo de 2014, por el que tres generales de la aviación fueron detenidos por pretender alzarse contra el Ejecutivo.

Quien es el militar golpísta?

Se trata de Juan Carlos Caguaripano Scott, separado de la Guardia Nacional (GNB, policía militarizada) por traición a la patria y rebelión en 2014, año en el que hizo público su desprecio hacia la llamada revolución bolivariana por la “represión” a las protestas antigubernamentales de entonces, que se saldaron con 43 fallecidos, según balance oficial.

Desde aquel momento ha permanecido en la clandestinidad -algunos aseguran que estuvo fuera del país- y ha sido señalado como uno de los artífices de un plan golpista frustrado en 2015 que incluía matar al jefe de Estado, según el chavismo gobernante, y recibió el nombre de “Operación Jericó”.

Caguaripano, identificándose como capitán activo de la GNB, publicó en abril de 2014 a través de las redes sociales su primer “llamado a la reflexión” a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), en el que aseguraba que había “sobradas razones legales y constitucionales para intervenir”.

No se ha revelado si fue capturado ni su paradero. El Gobierno solo reveló que el acto de traición a la patria fue controlado por el propio ejercito.

 

No Comments

Leave a reply

Post your comment
Enter your name
Your e-mail address

Story Page